Las lesiones de tobillo son las más prevalentes en el vóley-playa universitario, seguidas de las que afectan a los dedos de la mano, las rodillas, los hombros y la espalda. Así lo concluye un estudio de investigadores de la Universidad de Alicante en el que se ha analizado el patrón lesivo de los participantes en el Campeonato de España Universitario de 2010. Se ha publicado en la Revista Internacional de Medicina y Ciencias de la Actividad Física y del Deporte.

En la investigación se incluyeron 33 participantes (21 hombres y 12 mujeres, todos ellos voluntarios) con 24 años de media. Para recabar los datos, utilizó un cuestionario adaptado de uno previamente validado. Durante una entrevista personal, los deportistas tenían que responder a preguntas sobre las lesiones que habían sufrido como jugadores de vóley-playa en los últimos 24 meses.

Los resultados mostraron que el 33,3% de las lesiones que habían sufrido los jugadores de vóley-playa se habían localizado en el tobillo. Los dedos de la mano, las rodillas, los hombros y la espalda sufrieron un 18,5, un 13, un 11 y un 5,6% respectivamente. Un poco más de la mitad de las lesiones (51,5%) tuvieron lugar durante la competición, frente al 48,5% de los entrenamientos.

En cuando al origen o causa de la lesión, el impacto fue la razón principal seguida del uso excesivo. Respecto al tipo de lesión, el 58% eran lesiones nuevas y el resto recaídas. El tratamiento de los datos para el establecimiento de las diferencias significativas se realizó a través de la prueba estadística Chi-Cuadrado.

De acuerdo con los autores, la prevalencia de lesiones de tobillo en los jugadores de vóley-playa universitarios “apunta a una necesidad para desarrollar y potenciar programas específicos de entrenamiento tanto dentro como fuera de la arena para el fortalecimiento de esa región como medida primaria de prevención”. El estudio, aseguran, es una “fuente de información de cara a la prevención y rutinas de fortalecimiento que ayuden a la prevención de estas lesiones”.