Científicos de la Universidad del Sur de California (USC) han modificado el hidrogel PNIPAM -poli (N-isopropilacrilamida)-, usado hasta ahora como adhesivo para implantes de retina, para lograr una sustancia capaz de sellar temporalmente y de forma reversible las heridas oculares producidas en la guerra. Tal como se explica en la revista Science Translational Medicine, el hidrogel se vuelve semisólido con el calor y regresa a un estado líquido al enfriarse.

“La temperatura de transición inicial del hidrogel es muy cercana a la temperatura del ojo humano, de manera que el sello semiviscoso se forma tan pronto como se aplica el fármaco”, explica su creadora, Niki Bayat. De esta manera, es posible prevenir el deterioro ocular en un entorno sin herramientas ni instalaciones médicas disponibles. Cuando las condiciones son adecuadas para cerrar la herida de forma permanente, los cirujanos pueden retirar el hidrogel utilizando agua fría.

Las propiedades químicas de la sustancia planteaban un problema para su aplicación, motivo por el cual los investigadores crearon también una jeringuilla especial capaz de mantener el hidrogel frío y, por tanto, líquido. “La jeringa tiene una cámara llena de cristales de nitrato de amonio y calcio que, en contacto con agua, enfrían el hidrogel a temperaturas operativas en 30 segundos”, explica Bayat. Desde ese momento, el médico o soldado dispone de un margen de 10 minutos para rellenar la herida de guerra, antes de que la sustancia de solidifique.

La utilidad del hidrogel, que hasta ahora ha sido probado en modelos de conejo, “es notable teniendo en cuenta que, en las últimas décadas, la tasa de lesiones oculares relacionadas con la guerra ha aumentado entre un 10 y un 15%”, justifica John Whalen. El coinventor del hidrogel considera que el aumento de las lesiones puede deberse al incremento de artefactos explosivos improvisados. El material, podría ser útil no solo en áreas de guerra, sino también en zonas rurales o remotas que no dispongan de instalaciones microquirúrgicas apropiadas.