La investigación se llevó a cabo en ratones, en los que se comprobaron los efectos adversos relacionados con la reproducción mientras habían sido expuestos a productos químicos distintos utilizados en este tipo de técnicas. Los científicos opinan que esto supone una gran amenaza para el desarrollo humano.

Según publica Infosalus, Susan C. Nagel, ginecóloga de la Escuela de Medicina, recordó el papel de los disruptores endocrinos como bloqueadores de las hormonas, de la reproducción, de los mensajes químicos, del crecimiento o de otras funciones biológicas. Los resultados pudieron comprobarse en ratones expuestos a dosis mínimas, razón que alerta sobre la potencial amenazada para el ser humano.

Los científicos mezclaron 23 productos químicos en distintas concentraciones que están tanto en depósitos de agua potable como en depósitos de agua residual. Las mezclas que se obtuvieron se vertieron en los depósitos que bebían los ratones hembra embarazadas hasta que paren a sus crías.

Aquellos ratones que no habían sido expuestos a los productos químicos, tenía menos niveles de hormonas que desempeña un papel relevante en la salud reproductiva. Los ratones expuestos a estos contaminantes tenían alteraciones en los ovarios y concentraciones de la pituitaria y la hormona reproductiva, tal y como explicó Nagel.

Estos estudios están basados en una investigación anterior, de 2014, en la que ya se detectó la relación entre la reducción del esperma en los ratones machos con los productos químicos. Según sus autores, los resultados son adversos también para la salud de los seres humanos y otros animales que se expongan a los agentes.