Las tareas burocráticas ocupan buena parte de la jornada en algunas profesiones. En el caso de la Medicina, por cada hora que dedica el médico a la atención de un paciente, dedica otras 2 a tareas burocráticas, lo cual redunda en una menor satisfacción y motivación a la hora de realizar su trabajo. Los responsables de este estudio analizaron la actividad en la consulta de 57 médicos de 4 estados americanos con el objetivo de conocer cómo empleaban el tiempo en su práctica diaria.

Los resultados mostraron que, durante el tiempo de consulta, los médicos dedicaban un 27% de su tiempo a la atención directa al paciente, mientras que la carga burocrática absorbía un 49% de su jornada laboral. En el caso de los médicos residentes, un estudio publicado en The New England Journal of Medicine, revela que una jornada laboral excesiva no pone en peligro la salud de los pacientes.

Los investigadores analizaron la tasa de mortalidad en 2 tipos de hospitales. Por un lado, estudiaron la mortalidad entre hospitales con residentes a los que se le permitía flexibilizar sus turnos de trabajo y se comparó con la de aquellos hospitales que exigían a sus residentes el cumplimiento a rajatabla de los horarios laborales. En ambos la tasa de mortalidad fue del 9%. La investigación señala que la flexibilidad en el horario de trabajo es segura para los pacientes y beneficiosa para los residentes.

Estos resultados contrastan con las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que ha alertado de que una jornada laboral de muchas horas sí puede ser perjudicial para la salud de los propios residentes. En su opinión, aunque no atente contra la calidad asistencial del paciente, se debe tener en cuenta que alargar los horarios sí puede afectar al residente, “que ya de por sí tiene suficiente estrés”.

 

El sedentarismo es otro de los factores que empeoran la salud de los trabajadores. Un estudio realizado por la empresa de riesgos laborales Premap asegura que el 27% de los trabajadores en España lleva una vida sedentaria. Tal y como indica el informe de Premap, el 27% de los trabajadores en España reconoce que no hace ejercicio físico en su tiempo libre, apenas camina y utiliza siempre el ascensor.

Frente a estos datos, las empresas han comenzado a tomar medidas para promover la práctica de ejercicio físico. Según señala el director de Medicina del Trabajo de Premap, “cada vez más organizaciones fomentan entre sus trabajadores llevar una vida saludable con campañas en las que se recomiendan hábitos como la práctica del deporte de forma regular e, incluso, hay organizaciones que cuentan con instalaciones deportivas propias o tienen acuerdos con centros para facilitar a sus empleados las actividades deportivas”.

El sedentarismo es responsable del 3,8% de las muertes en el mundo. Un estudio publicado en American Journal of Preventive Medicine, en el que ha participado la Universidad San Jorge de Zaragoza, ha detectado que más del 60% de la población mundial pasa más de 3 horas al día sentado y la media de los adultos es de 4,7 horas por día.

Tras analizar los datos correspondientes a 54 países, los investigadores hallaron que la tasa de muertes por sedentarismo fue más alta en la región del Pacífico occidental, seguido de Europa, mediterráneo oriental, América y sudeste asiático. Líbano tiene la tasa más elevada de muertes por sedentarismo, con un 11,6%. En el otro extremo se sitúan México (0,6%), Myanmar (1,3%) y Bután (1,6%).

Con estas cifras, los investigadores determinaron que reducir unas 2 horas el tiempo que se está sentado supondría una reducción del 2,3% de las muertes por sedentarismo. De la misma forma, reducir un 10% (media hora al día) el tiempo que se está sentado podría obtener un efecto inmediato en todas las causas de mortalidad en los países estudiados, añaden los autores del estudio.

 

De igual forma que pasar muchas horas sentado puede resultar perjudicial para la salud de los trabajadores, estar de pie durante mucho tiempo también puede serlo. Así lo considera un estudio liderado por la Escuela Nacional de Medicina del Trabajo del Instituto de Salud Carlos III que relaciona la insuficiencia venosa crónica con las horas de bipedestación en el trabajo.

Los responsables de esta revisión encontraron diferencias entre ambos sexos, y consideraron que la mujer podía verse más afectada por la insuficiencia venosa crónica por trabajar como “ama de casa” después del horario laboral.

Como solución a todos estos problemas los expertos insisten en el papel de la prevención. En muchas ocasiones, pese a que se toman medidas preventivas, los resultados no son los deseados. Este es el caso de las campañas de vacunación entre los profesionales sanitarios. La revista Medicina y Seguridad del Trabajo afirma que las campañas de vacunación tienen poca influencia entre los trabajadores del sector de la salud.

Este estudio señala que las campañas de vacunación destinadas al personal sanitario, podrían ser más eficientes si se reforzaran con vídeos divulgativos, implicaran a los servicios y estuvieran orientadas por categorías y áreas. Aun así, el estudio destaca que estas campañas consiguen captar a nuevos trabajadores y ayudan a mantener a los ya activos.

Es importante concienciar a la población sobre determinadas patologías

Existe, además, una falta de concienciación con respecto al cuidado por parte de los trabajadores de determinadas patologías. Solo el 52% de los trabajadores que presentan niveles altos de colesterol toma medidas para controlarlo. Un estudio liderado por el Instituto Flora y la Fundación Española del Corazón revela que 2 de cada 10 trabajadores en España tiene niveles altos de colesterol y solo la mitad toma medidas para controlarlo.

Los responsables del estudio han destacado la importancia de concienciar a la población sobre este problema, porque “el colesterol no duele, pero mata”, ha asegurado el cardiólogo Leopoldo Pérez de la Isla durante la presentación de los resultados. Este especialista ha recordado la importancia de realizar ejercicio físico y mantener una alimentación equilibrada.

Por último, la percepción que tiene el trabajador en cuanto a los riesgos para su salud varía en función del tamaño de la empresa. Así lo sugiere un estudio elaborado por el Departamento de Psicología de la Salud de la Universidad Miguel Hernández. Este trabajo indica que los trabajadores de las empresas más grandes están expuestos a más factores de riesgo para su salud, para las relaciones interpersonales y la motivación.