La investigación, publicada en Nature Microbiology, expone un componente por el que los virus emplean un mecanismo social de agregación para facilitar la expansión. A través de dicho análisis, los investigadores han descrito cómo se reproduce el virus de la estomatitis vesicular, una enfermedad que afecta a los animales y que puede transmitirse al ser humano.

El artículo muestra que los viriones libres también pueden utilizar un mecanismo social similar al de los virus e interactuar de forma extracelular con la membrana de otros viriones para sobrevivir y expandirse. Tras establecer estos contactos, diferentes variantes genéticas virales son cotransmitidas a la misma célula, según indican los investigadores.

Viriones incluidos

“Nuestros hallazgos contrastan con la creencia comúnmente aceptada de viriones como propagadores pasivos y muestran la capacidad de los virus para establecer unidades infecciosas colectivas, hecho que podría facilitar la evolución de las interacciones entre virus", destacan los investigadores.

La investigación se ha desarrollado empleando distintas muestras de origen biológico, como saliva procedente de vacas, saliva de personas y plasma sanguíneo de donantes voluntarios del Hospital General de Valencia. Los científicos consideran que las nuevas estrategias deben centrarse en evitar el mecanismo social de los virus para bloquear su expansión. 

Este trabajo se enmarca dentro del proyecto europeo Collective Infectious Units and the Social Evolution of Viruses (ERC Consolidator), que analiza el mecanismo social de los virus empleando distintos modelos. El proyecto ha contado con la financiación del Ministerio de Economía y Competitividad.