Tratamiento con ejercicios supervisados

Los eventos cardiovasculares contribuyen al pronóstico de los pacientes con enfermedad arterial periférica. Según los especialistas del Departamento de Cirugía Vascular del Hospital de Eindhoven la reducción del riesgo cardiovascular es un elemento vital del tratamiento en pacientes con claudicación intermitente (IC).

Para estos investigadores, el riesgo cardiovascular está determinado por factores de riesgo modificables, que pueden tratarse con atención médica y ajustes en el estilo de vida.  En este sentido, el objetivo de este estudio fue determinar los efectos del tratamiento con ejercicios supervisados (SET). Estudiar estos efectos sobre los factores de riesgo cardiovascular modificables en pacientes con claudicación intermitente.

Método

Es una revisión sistemática sobre los efectos de riesgo cardiovascular en pacientes con claudicación intermitente sintomáticos. Los estudios fueron elegibles si presentaban valores de referencia y de seguimiento para alguno de los siguientes factores. Entre ellos destacan la presión arterial (sistólica o diastólica), frecuencia cardiaca, perfil de lípidos (colesterol total, triglicéridos, colesterol de lipoproteínas de alta densidad, baja densidad colesterol de las lipoproteínas). También, glucosa, hemoglobina glucosilada, peso corporal, índice de masa corporal o tabaquismo.

Las diferencias de medias agrupadas entre el seguimiento y la línea de base se analizaron. Lo hicieron mediante un modelo de efectos aleatorios. Los datos se clasificaron en resultados a corto plazo (de 6 semanas a 3 meses). No obstante, también se clasificaron en resultados a medio plazo (de 6 a 12 meses).

Resultados

Se incluyeron 27 estudios con un total de 808 pacientes. A corto plazo, el tratamiento con ejercicios supervisados produjo mejoras significativas en la presión arterial sistólica. También supuso una mejora de la presión arterial diastólica. A medio plazo, el tratamiento con ejercicios supervisados contribuyó a una reducción significativa de los niveles de colesterol de lipoproteínas de baja densidad y colesterol total.

En este sentido, no se identificaron efectos significativos del tratamiento con ejercicios supervisados en la frecuencia cardiaca, los triglicéridos, el colesterol de lipoproteínas de alta densidad, la glucosa, la hemoglobina glicosilada, el peso corporal, el índice de masa corporal o el consumo de cigarrillos.

Conclusión

Esta revisión sistemática y el metaanálisis muestran los efectos favorables del tratamiento. Favorables con ejercicios supervisados sobre los factores de riesgo cardiovascular modificables, específicamente la presión arterial y los niveles de colesterol.  La calidad, el tamaño de las muestras y la heterogeneidad del estudio respaldan la preinscripción de estos programas. Lo respaldan no solo para aumentar las distancias para caminar, sino también para la modificación del factor de riesgo.

Por último, los estudios futuros deben aportar la efectividad del factor de riesgo. Los estudios futuros deberán abordar la efectividad potencial del tratamiento con ejercicios supervisados para promover un estilo de vida más saludable y mejorar los resultados cardiovasculares en pacientes con claudicación.