Para ello, los investigadores han revisado y descrito las estrategias de análisis de los registros autonómicos, nacional e internacionales, incluyendo el análisis de supervivencia actuarial, el método Kaplan-Meier (KM) y el de riesgos competitivos (RC). Para detectar las diferencias entre ellos, han aplicado todos los enfoques a la misma base de datos.

Para el trabajo, se analizaron datos de 1.890 pacientes incidentes en DP en el periodo 2003-2013. De ellos, 261 fallecieron, 380 pasaron a hemodiálisis (HD) y 682 recibieron trasplante. Las tasas de mortalidad anual llegan a variar hasta un 20% en números relativos según el sistema de medición aplicado.

La investigación concluye que, aunque cada método pueda ser correcto en sí mismo y expresar diferentes enfoques, la impresión final que queda en el lector es un número que sobrestima la mortalidad. El modelo de RC sería el que mejor expresa mejor la realidad en DP, donde el número de pacientes que pierden seguimiento cuadruplica al de los fallecidos y solo una cuarta parte continúa en DP al final del seguimiento.