El estudio, elaborado por la Universidad de Tennessee, señala que el estreñimiento es un mal común con una gran variedad de impactos en la salud, y que ya está relacionado con varias patologías cardiovasculares, causados principalmente por bacterias intestinales. La investigación se ha valido de los historiales médicos de 3 millones y medio de veteranos del ejército estadounidense con problemas renales, que habían sido examinados entre 2004 y 2006.

De esta forma, los investigadores se percataron de que los pacientes que padecían estreñimiento tenían un 13% más de posibilidad de desarrollar enfermedades crónicas en el riñón, y un 9% más de probabilidad de sufrir un fallo renal. “Nuestro hallazgo subraya el enlace entre la patogénesis entre el intestino y los riñones y la progresión de una enfermedad debido a la otra”, señala el Dr Kovesdy, uno de los médicos involucrados en la investigación.

El estudio señala que se debe prestar una especial atención a los pacientes que presenten un cuadro de estreñimiento, especialmente aquellos casos que sean más agudos, “ya que podría derivar en un problema más serio”. Además del tratamiento posible, a base de probióticos, los investigadores señalan que un cambio en el modo de vida del paciente podría evitar complicaciones renales.