El consejero de Sanidad del Gobierno canario, José Manuel Baltar, ha valorado el trabajo del Punto Inspira y destaca la "importancia de estos espacios asistenciales enfocados a la atención y mejora de la calidad de vida de pacientes con dolencias respiratorias". Además del programa de fisioterapia respiratoria, la iniciativa recoge otras actividades relacionadas con la rehabilitación pulmonar como talleres en grupo de formación para el cuidado de dolencias respiratorias crónicas.

La Consejería explica que a los pacientes atendidos en este espacio se les instala el polígrafo cardiorrespiratorio para registrar todos los eventos respiratorios asociados a la patología del sueño y, al día siguiente, se les retira el equipo y los datos se vuelcan en el sistema informático, encargado de su análisis.

La fisioterapia respiratoria se lleva a cabo en una sala instalada en el hospital que forma parte de los más de 90 Puntos Inspira que hay en España. Además de la ayuda asistencial, los usuarios también reciben educación sanitaria sobre su patología y son entrenados en el correcto uso del equipo y de la interfase que mejor se adapte a sus necesidades. La iniciativa busca conseguir la mayor adherencia posible al tratamiento, según explica el hospital.