Weidong es licenciado en Medicina China por la Universidad de Medicina de Shandong y cuenta con un máster en Salud Pública de la Universidad Libre de Bruselas (Bélgica). Tal y como explica en la entrevista concedida a Xinhua, la Medicina occidental no dispone de un tratamiento para la retinitis pigmentaria, de modo que su método ofrece una nueva esperanza a estos pacientes.

Dado que la Medicina occidental no dispone de ninguna terapia para curar esta patología, lo habitual es que se aconseje a los pacientes que aprendan a caminar con un bastón y que se adecuen a una vida sin visión, afirma el doctor Yu Weidong. Sin embargo, los tratamientos de Medicina Tradicional China disponibles actualmente abren una nueva vía de curación a estos enfermos, añade.

Su método de tratamiento de la retinitis pigmentaria consiste en combinar la acupuntura con hierbas naturales. Hasta la fecha, el doctor Weidong ha atendido a más de 600 pacientes, de los que cerca de 400 han logrado recuperar la visión, según señala. Uno de sus pacientes ha explicado a Xinhua que se interesó por este tratamiento alternativo a medida que se deterioraba su visión. Se trata de Richard Schuit, residente en Ontario, y diagnosticado de retinitis pigmentaria en 1991.

Tal y como relata a Xinhua, sus médicos le dijeron que no había tratamiento para su enfermedad y que perdería progresivamente la visión. A partir de entonces, Schuit comenzó a interesarse por los tratamientos alternativos y acudió a la Clínica Wellspring.

Schuit ha explicado que tras 3 tratamientos de 10 días cada uno, durante varios años, recuperó casi la totalidad de su visión periférica. “El estado de visión paso de los 30 grados iniciales a los 180”, asegura este paciente.

El doctor Yu Weidong ha explicado que la idea de emplear la Medicina Tradicional China en el tratamiento de la retinitis pigmentaria surgió en 1999 cuando atendió por primera vez a una paciente con esta patología. “Cuando descubrí que ella tenía esta enfermedad, consideré que la Medicina Tradicional China podría ayudarla a mejorar su visión y decidí darle una oportunidad”.

Este especialista subraya que los ensayos clínicos llevados a cabo por investigadores de la Academia de la Medicina Tradicional China para probar la eficacia de la Medicina Tradicional China en el tratamiento de la retinitis pigmentaria “han obtenido resultados muy promisorios”.

Phyllis Brown también decidió, en 2015, probar esta terapia alternativa. Esta contable y exprofesora de la ciudad de Atlanta explica a Xinhua que al principio se mostró escéptica en relación a la eficacia del tratamiento que dispensaba la clínica del doctor Yu Weidong. Sin embargo, reconoce, los 2 primeros tratamientos reforzaron su confianza al lograr que su visión periférica se abriera de manera constante.

El médico afirma que su método se basa principalmente en la acupuntura, una terapia capaz de regular los flujos de energía en el cuerpo, según Weidong. “El método no implica contacto directo con los órganos ópticos del paciente. Rehabilito y restauro la capacidad de autocura del paciente mediante un tratamiento holístico”, concluye.