Sección transversal de riñones con cáncer.

Avelumab combinado con axitinib puede usarse como tratamiento de primera línea para el carcinoma de células renales avanzado en Estados Unidos. La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) ha aprobado este uso, según han informado Merck y Pfizer. Avelumab es el primer antiPD-L1 aprobado como parte de una terapia frente al citado tipo de cáncer renal.

Tal y como han informado las compañías, la aprobación de avelumab combinado con axitinib para el carcinoma de células renales avanzado se basa en los resultados del estudio de fase III JAVELIN Renal 101. De acuerdo con este ensayo, la combinación de fármacos dio lugar a una mejora significativa de la supervivencia libre de progresión media en más de 5 meses en comparación con sunitinib.

“A medida que parece que seguimos mejorando los resultados en pacientes con carcinoma de células renales avanzado, las nuevas estrategias de tratamiento muestran su potencial de beneficio en los pacientes”, señaló Robert J. Motzer, del Memorial Sloan Kettering Cancer Center de Nueva York.

“Un diagnóstico de cáncer de riñón cambia la vida tanto de los pacientes como de sus personas queridas. Tener una estrategia de tratamiento para su enfermedad se convierte rápidamente en una prioridad,” destacó, por su parte, Dena Battle, presidenta de la Kidney Cancer Research Alliance (KCCure). En su opinión, contar con avelumab combinado con axitinib supone tener una opción “muy necesaria”.

Carcinoma de células renales

El carcinoma de células renales es la forma más frecuente de cáncer de riñón. Representa el 2-3% de todos los cánceres en adultos. Se estima que este año se diagnosticarán más de 73 800 nuevos casos en Estados Unidos. Se trata de un tipo de tumor en el que la expresión de PD-L1 podría favorecer la inhibición de la respuesta inmunitaria frente al cáncer. Además, es un tumor muy vascularizado, en el que el factor de crecimiento del endotelio vascular desempeña un papel fundamental.

Avelumab es un anticuerpo humano específico para la proteína PD-L1. Está diseñado para ejercer un efecto potencial en los sistemas innato y adaptativo. Mediante su unión a PD-L1, el fármaco impide que las células cancerosas usen la unión de PD1 y PDL1 para evadir la respuesta antitumoral inducida por los linfocitos. A finales de 2014, Pfizer y Merck anunciaron su alianza para desarrollar y comercializar el medicamento bajo el nombre Bavencio®.

En marzo de este año, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) validó la solicitud de variación de tipo II sobre avelumab combinado con axitinib en el carcinoma de células renales avanzado. además, se envió una solicitud suplementaria sobre avelumab en combinación con axitinib en el carcinoma de células renales irresecable o metastásico en Japón en enero. La combinación solo está aprobada para el tratamiento de primera línea del carcinoma de células renales en Estados Unidos.