Los datos que maneja el informe aseguran que las cardiopatías son una de las patologías congénitas más comunes: llegan a representar más del 30% de las muertes infantiles por defectos de nacimiento. Según estimaciones de los CDC, uno de cada 500 niños nace con cardiopatía congénita crítica; sin embargo, cada año quedan sin diagnosticar en Estados Unidos cerca de 875 recién nacidos enfermos.

Por cada 200 lactantes podría evitarse, al menos, una muerte con cardiopatía no diagnosticada “si los centros utilizasen la prueba de la oximetría de pulso con asiduidad”, reclaman los expertos. Estas mismas “lagunas críticas en la atención” afectan a los 2 bebés de cada 1.000 que nacen con pérdida permanente de audición. “La mayoría de estos neonatos está en riesgo de sufrir un retraso en el desarrollo”, recuerda Brenda Fitzgerald, directora de los CDC.

Facilitar a estos niños un diagnóstico precoz, antes de los 3 meses de edad, y una intervención adecuada, antes de los 6, garantiza que adquieran un mejor desarrollo del lenguaje en comparación con sus homólogos no cribados. “Hallar pérdidas auditivas o cardiopatías congénitas de forma temprana puede dar a los bebés una oportunidad de desarrollarse adecuadamente y llevar una vida sana”, defiende Fitzgerald.

No obstante, mientras las pruebas de cribado auditivo cuentan con el apoyo del programa estatal Early Hearing Detection and Intervention (EHDI), la cardiopatía congénita crítica no cuenta con ningún tipo de apoyo económico federal. Los defectos de nacimiento relacionados con el corazón que no se detecten “aumentan significativamente el riesgo de incapacidad permanente e, incluso, la muerte de estos niños”.

“La colaboración entre los programas de EHDI, los profesionales de la salud y los padres ha supuesto un gran progreso en la detección de la pérdida de audición”, argumenta Stuart K. Shapira, del Centro Nacional de Defectos de Nacimiento y Discapacidades del Desarrollo. “Debemos aplicar el mismo esfuerzo y los mismos recursos al cribado de la cardiopatía congénita crítica”, concluye el experto