Según informa la agencia EFE, el nuevo gimnasio de rehabilitación infantil, de 30 metros cuadrados, dispone de un acceso directo desde la calle para evitar riesgo de contagios y para garantizar una mayor intimidad y tranquilidad en las sesiones de tratamiento. En la fisioterapia infantil se engloban todas aquellas estrategias terapéuticas encaminadas a obtener el mayor nivel funcional posible en niños con deficiencias motoras.

Según indican los centros, el gimnasio de rehabilitación infantil trata problemas ortopédicos, neurológicos y respiratorios tras agudizaciones o intervenciones quirúrgicas, así como afectaciones como tortícolis congénitas y parálisis braquiales, escoliosis idiopáticas o secundarias, enfermedades neuromusculares, fracturas y algias vertebrales.

También hay pacientes con parálisis cerebral infantil, daño cerebral adquirido y enfermedades neurológicas que se tratan habitualmente en sus centros escolares o en Atención Temprana, pero que, en momentos puntuales, requieren intervenciones traumatológicas y de tratamiento en un gimnasio de rehabilitación infantil.

Hace unos meses, la Sociedad Española del Dolor (SED) remarcó la necesidad de llevar a cabo un refuerzo en la formación sobre el dolor infantil en los programas de pregrado. Esta fue la propuesta que la organización lanzó durante su congreso anual. La organización destacó que las instituciones deben invertir en la creación de conocimiento orientado al alivio del dolor pediátrico.

El presidente de la sociedad, Juan Antonio Micó, consideró indispensable promover la elaboración de estudios epidemiológicos, fomentar la estructuración de áreas de atención para el dolor en niños en centros hospitalarios de referencia, y crear becas y ayudas específicas orientadas al alivio del dolor infantil.