Según ha informado el centro en una nota, este nuevo TAC infantil que reduce la radiación se ha instalado en el Hospital Maternoinfantil para evitar el desplazamiento de los pacientes pediátricos al Hospital General. En cualquier caso, funcionará las 24 horas y también será usado por pacientes adultos.

El aparato elegido es el modelo iCT 256 de Philips, que puede usarse en pruebas pediátricas gracias a la denominada tecnología de reconstrucción iterativa. Ofrece la posibilidad de obtener imágenes de calidad y precisión usando protocolos de ultra baja dosis de radiación, cercana a la de una simple radiografía de tórax.

Esos bajos niveles de radiación constituyen un elemento fundamental, ya que las indicaciones para realizar un TAC en niños son “muy estrictas”, tal y como explica el jefe de servicio de Radiología Pediátrica del Hospital Vall d’Hebron, Manel Escobar. “Tienen más años por delante para acumular radiación y, por lo tanto, más riesgo de sufrir cáncer”, añade.

Con este nuevo TAC infantil que reduce la radiación es posible aportar “mayor seguridad” a los pacientes pediátricos, que además van a mejorar su experiencia gracias a la decoración de la sala. Además del aparato, se han instalado vinilos ambientados en el espacio dentro del proyecto Imatgina, resultado de la colaboración entre la Fundación Philips, la Fundación CurArte y el Servicio de Radiología del Hospital.

Humanizar la Radiología

Este proyecto se basa en 3 pilares: educación, gamificación y ambientación. Para conseguirlos, se ha intervenido en las zonas de Radiología y Ecografía pediátrica, incluyendo los pasillos de acceso a las distintas zonas de consulta y la máquina de TAC, convertida en una nave espacial. Con esta iniciativa se pretende mejorar la experiencia de los niños y niñas a través de un entorno amable. Desde que se puso en marcha, se ha conseguido reducir en un 75% las sedaciones a los pacientes pediátricos.

A nivel educativo, Imatgina se ha traducido en una aplicación destinada a niños de entre 6 y 12 años. ScanKids es un juego que les enseña, con términos comprensibles para ellos y animaciones 3D de las salas y de la tecnología de imagen radiológica, qué pasos tienen que seguir en cada momento y qué pueden esperar de cada prueba. Está disponible tanto para Android como para iOS, en castellano y en catalán.