Según ha informado la universidad, en el trabajo se investigan los factores que predicen el riesgo de lesión o enfermedad durante una competición. Unos 300 atletas de 50 equipos completaron un cuestionario sobre su estado de salud un mes antes del campeonato. Después, los científicos registraron las lesiones y patologías que surgieron durante la competición.

Los atletas que declararon haber estado ansiosos ante los síntomas de enfermedad tuvieron un riesgo 5 veces mayor de sufrir una lesión. La ansiedad provocada por los síntomas de una lesión, sin embargo, no estuvo claramente relacionada con un incremento del riesgo de lesión.

“Nos sorprendió que los resultados fueran tan claros en este estudio entre los atletas de alto nivel”, señala el investigador Toomas Timpka, que recomienda a los equipos que incluyan a un psicólogo clínico para que los deportistas puedan hablar abiertamente sobre su ansiedad durante la preparación. “Es importante que los atletas no oculten lesiones a sus entrenadores y médicos”, añade.

Los científicos suecos han publicado en la misma revista un segundo estudio con los resultados de una investigación sobre el estrés térmico en los atletas que compitieron el citado campeonato de atletismo.