El estudio sobre la aplicación de la TEC en España ha estado coordinado por los hospitales madrileños 12 de Octubre, Infanta Cristina y la Fundación Jiménez Díaz. También han participado el Hospital Universitari de Bellvitge, el Clínic de Barcelona, el Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (Cibersam) y la Corporació Sanitària-Institut Universitari Parc Taulí.

Para llevar a cabo este análisis, los centros realizaron una encuesta transversal en todas las unidades psiquiátricas existentes en España a fecha 31 de diciembre de 2012. Los resultados de este estudio sobre la aplicación de la TEC en España revelaron que el 54,9% de las unidades empleaban este procedimiento, lo cual se traduce en una tasa de 0,66 por cada 10.000 habitantes, según destaca el estudio.

Los investigadores detectaron que existe una amplia heterogeneidad en la aplicación del TEC por comunidades autónomas y provincias. La TEC se indicó en el periodo estudiado a una media de 25,5 pacientes en los centros que disponían de la técnica, y a 4,5 en los centros que remitían a otros para aplicarla.

Las conclusiones de la investigación sobre la aplicación del TEC en España revelan que el número de centros que disponen de esta técnica es de los más elevados entre los países occidentales. No obstante, los investigadores destacan que la tasa de aplicación de esta técnica continúa siendo una de las más bajas, existiendo importantes diferencias entre las distintas comunidades autónomas, e incluso entre centros hospitalarios de una misma comunidad autónoma.