Los traumatólogos de los hospitales públicos de la Comunidad de Madrid atendieron en 2015 más de un millón de consultas y realizaron más de 70.000 cirugías durante ese mismo año. Las razones son que cada vez existen más personas aficionadas al deporte de todas las edades y las lesiones han ido, por tanto, en aumento.

El Hospital Universitario Infanta Sofía celebró el pasado mes de marzo el I Curso de Traumatología Deportiva. El objetivo principal era dar otro punto de vista a los problemas traumatológicos en el miembro superior debido a la actividad deportiva en pacientes aficionados, y contribuir a mejorar el entendimiento sobre la patología músculo-esquelética.

A este curso acudieron traumatólogos de distintos hospitales de la Comunidad de Madrid y se abordaron temas como las fracturas de clavícula, las lesiones de la mano o del cartílago, epitrocleitis o epicondilitis, entre otras. Estas dolencias son típicas de los aficionados al deporte, cada vez más atendidos en las consultas Traumatología o en Urgencias.

El Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología del Hospital Infanta Sofía trabaja coordinada con otras unidades o servicios en el tratamiento de problemas traumatológicos de todo tipo para conseguir una asistencia integral en lesiones ortopédicas, degenerativas, deportivas y traumáticas.

La consulta traumatológica más habitual es la fractura de prótesis de rodilla y cadera en mayores de 65 años, y las lesiones ocasionadas por la práctica de deporte. Las lesiones y fracturas articulares necesitan un tratamiento rápido y seguro que garantice una óptima recuperación funcional de la extremidad afectada.