El sistema litotrictor para la eliminación de cálculos renales y uretrales a través de láser se ha incorporado al Hospital Universitario Virgen del Rocío de Sevilla, que se convierte de esta manera en el primer centro europeo en adquirir esta tecnología, capaz de abordar la litiasis de manera más eficiente, tal y como ha informado el propio centro en un comunicado.

El sistema litotrictor incluye un láser de 35 vatios de potencia en la punta de la fibra, que proporciona al profesional mayor autonomía y control. Cuenta con 6 modos de trabajo: estándar, disparo unitario, fragmentación, pulverización, tejido y avanzado. El penúltimo permite realizar cortes y el avanzado evita que el cálculo se desplace. Incorpora asimismo un triple pedal inalámbrico con control de todos los parámetros y otro con conectividad inalámbrica.

La Unidad de Urolitiasis del Hospital Virgen del Rocío ha adquirido este sistema litotrictor para abordar de manera mínimamente invasiva aquellos cálculos de masa litiásica no susceptibles de ser tratados con litotricia extracorpórea por ondas de choque. De esta forma, se ofrece una alternativa a la cirugía abierta para estos pacientes, cuyo tiempo de tratamiento y recuperación se reduce.

En la actualidad, se realizan entre 3 y 4 intervenciones de este tipo al mes, lo cual supone un aumento considerable de la demanda, ya que la técnica era “anecdótica” hace solo 5 años. De igual modo, se ha incrementado de manera progresiva la complejidad de los casos, “dados los buenos resultados y el aumento de pacientes que efectúan una libre elección de hospital para acceder al Virgen del Rocío y al tratamiento de la litiasis compleja que ofrece su unidad de urolitiasis.

Además de incorporar el sistema litotrictor para estos casos de cálculos renales y uretrales, la mencionada unidad ha puesto en práctica una técnica novedosa de cirugía intrarrenal (RISS) para el tratamiento de pequeñas litiasis renales muy sintomáticas que no se destruyen por litotricia extracorpórea. Esto, ha asegurado el hospital, ha sido posible gracias al esfuerzo de los profesionales implicados y a la adquisición de nuevas tecnologías.