NOTICIAS DIARIAS

SECPRE aconseja a los pacientes que se pongan en manos de profesionales

Cirugía Plástica, Estética y Reparadora

El comunicado se publica al poco de que SECPRE también advirtiera a los cirujanos de esta especialidad sobre el alto nivel de intrusismo que sufre el sector, especialmente en las liposucciones. Ahora, la organización manda un mensaje a los pacientes en este tipo de operaciones para que sepan detectar cuando no están en las manos adecuadas.

La sociedad recomienda que los pacientes comprueben que el profesional sanitario que llevará a cabo la intervención cuenta con el título de Médico Especialista en Cirugía Plástica, Estética y Reparadora, que se obtiene tras un mínimo de 11 años de formación (6 de licenciatura en Medicina y otros 5 de residencia MIR especializada), y alerta de que “no existen otros títulos como pueda ser el de cirujano estético a secas”.

SECPRE insiste en que un auténtico profesional de la Cirugía Plástica informa al paciente de todos los detalles de la intervención, desde el tipo de implantes a detalles de la operación. En España se realizan unas 12.000 liposucciones al año y es la segunda intervención de cirugía estética más demandada por las mujeres, superada solo por el aumento mamario, y la primera entre los hombres, según recogía el "Estudio Nacional de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética" de octubre de 2014.

La sociedad subraya que la liposucción parece sencilla, pero se trata de una intervención quirúrgica y como tal deben entenderla los pacientes y practicarla los profesionales sanitarios. Esta apariencia sencilla hace de la liposucción la intervención de estética más afectada por 2 fenómenos que conllevan riesgos para los pacientes: el instrusismo y su realización en lugares inadecuados.