NOTICIAS DIARIAS

Simular los efectos de la ingravidez en una cama, objetivo de un estudio de MEDES

Medicina Aeroespacial

La investigación, promovida por el Centro Espacial Francés (CNES) y la Agencia Espacial Europea (ESA), y llevada a cabo por el Instituto de Medicina y Fisiología Espaciales (MEDES), comenzó en enero. Sin embargo, todavía están buscando los sujetos a los que pagarán 16.000 euros por estar 60 días tumbados en una cama de la que no se podrán levantar. Todas las actividades diarias deberán realizarlas en reposo, con la cabeza un poco por debajo de la altura de los pies, en una inclinación de -6 grados.

Después de varios años de investigación, se observó que –6 grados de inclinación permitía simular los efectos de la ingravidez que experimentan los astronautas cuando viajan al Espacio. Con esta inclinación se pretende que los líquidos se dirijan a la parte superior del cuerpo para simular el estado en el que se encuentra el cuerpo de manera natural en el Espacio.

A lo largo del tiempo que permanecerán en reposo, la mitad de los voluntarios tendrán que tomar unas cápsulas de extractos naturales varias veces al día con objetivo de ver los efectos sobre el sistema vascular, metabólico y sanguíneo. La hipotensión postural, el estado de la masa corporal, el sistema inmunológico, el sistema cardiovascular, el sistema neurosensorial o el sueño serán algunos de los estados físicos que se medirán en el experimento que pretende simular los efectos de la ingravidez.

Esta investigación, en la que se espera que participen 16 equipos científicos europeos, podría servir para conocer otras enfermedades en las que influye la reducción de la actividad física, como la obesidad, la diabetes o la osteoporosis, según indican desde el MEDES. En unos meses podrán comprobar si el suplemento que tendrán que ingerir (extractos polifenólicos, antioxidantes y antiinflamatorios) podría ser útil para los astronautas, así como la simulación de los efectos de la ingravidez para la salud del cuerpo humano.