NOTICIAS DIARIAS

Una nueva tecnología para poder “ver” el dolor humano

Dolor en realidad aumentada
Una nueva tecnología de realidad aumentada permite «ver» el dolor.
Ciencia y Tecnología

Conocer el dolor de un paciente puede resultar difícil de cuantificar, incluso para la persona que lo sufre. Por ello, investigadores de la Universidad de Michigan han desarrollado una tecnología que permite “ver” cómo se registra el dolor humano en el cerebro. A través de la realidad aumentada, será posible cartografiar la sensación de dolor en el paciente, que no pueda mostrarlo con precisión a causa de la anestesia o por problemas emocionales. Los resultados del estudio han sido publicados en Journal of Medical Internet Research.

La tecnología ha sido desarrollada dentro de la plataforma portátil llamada CLARAI (Clinical Augmented Reality and Artificial Intelligence). Además, los investigadores han probado su procedimiento con éxito en 21 pacientes voluntarios, que sufrían un dolor dental. Alex Da Silva, uno de los investigadores asegura, que se puede aplicar sobre cualquier tipo de dolor.

La principal ventaja de este procedimiento es que permite al médico saber tanto la localización, como la intensidad del dolor. Puesto que ambos elementos pueden ser difíciles de conocer por parte del paciente que sufre problemas emocionales o está bajo los efectos de la anestesia. Esta tecnología se basa en un casco dotado de sensores para controlar el flujo sanguíneo y la oxigenación del cerebro. Dependiendo de esta actividad, un ordenador interpreta y deduce si hay dolor, en lugar en el que se encuentra y su intensidad.

Dolor frío

La forma que han tenido los investigadores de aplicar dolor a voluntarios para el estudio ha sido a través de frío en dientes y encías. Tras aplicarlo, los algoritmos de la plataforma tecnológica muestran con imágenes neuronales el dolor del paciente. El acierto fue del 70%. Además, con gafas especiales de realidad aumentada, los científicos pudieron observar en tiempo real la actividad cerebral del paciente, a través de un mapa de sus neuronas.

“Es muy difícil para nosotros medir y expresar el dolor, incluyendo su expectativa y la ansiedad vinculada a él. En este momento tenemos un sistema de clasificación del 1 al 10, pero está lejos de ser una medición confliable y objetiva”. Afirma Da Silva.

El avance de la realidad aumentada

Es una tecnología que permite al usuario, en este caso al médico, visualizar una parte del cerebro a través de un dispositivo tecnológico con información gráfica. Su característica de “aumentada” añade elementos que complementan la información visual y la dotan de un mejor aprovechamiento de la experiencia. En su aplicación a las dolencias humanas, muestra la actividad neuronal gracias a los sensores craneales que plasman la huella que el dolor deja en el cerebro.