NOTICIAS DIARIAS

Unos sensores de fibra óptica controlan la apnea del sueño

Ciencia y Tecnología

Un sistema de sensores de fibra óptica diseñado por científicos de la UPV (Universitat Politècnica de València) es capaz de monitorizar los movimientos y la respiración de los usuarios con tan solo instalarlos en el colchón. Además, según la agencia EFE, podría aplicarse para detectar la apnea del sueño.

Las primeras pruebas de estos sensores de fibra óptica las ha realizado el Instituto de Telecomunicaciones y Aplicaciones Multimedia en un laboratorio, y todo apunta a que en un futuro servirían también para la monitorización cardiopulmonar. La investigación se ha publicado en la revista Sensors y forma parte del proyecto europeo FINESSE.

"La fibra óptica tiene múltiples ventajas: es muy pequeña, pesa poco, puede integrarse fácilmente en muchas estructuras y es inmune a la radiación electromagnética", comentó el investigador del iTEAM de la UPV, Salvador Sales.

El sistema incluye elementos muy económicos: fibra de plástico, un arduino y CCD industriales combinados para detectar cambios de presión. Demetro Sartiano, investigador del iTEAM-UPV, explicó que se trataba de un sistema que podría reproducirse en un proceso de producción a gran escala.

Una vez evaluado el primer prototipo, los investigadores de este estudio se centraron en perfeccionar el procesamiento de datos para reducir inestabilidades y añadir métodos de aprendizaje automático que permitiesen detectar anomalías respiratorias en los pacientes sujetos a estudio.

Además, están trabajando en otro tipo de aplicaciones de fibra óptica como un robot quirúrgico creado junto a la Universidad de Twente (Países Bajos). En este robot, la fibra óptica controla el movimiento y la posición dentro del cuerpo. David Barrera, otro investigador, explicó que los sensores ópticos eran sensibles a los estiramientos y curvaturas, y podían recoger datos, procesar en tiempo real y ofrecer información sobre cómo se estaba moviendo un sujeto.

Según la SEPAR (Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica), en España, la apnea obstructiva del sueño afecta a entre 5 y 7 millones de personas y podía implicar ciertas disfunciones en el organismo. También supone un riesgo cardiometabólico para los adultos y la población pediátrica y puede provocar colesterol, disfunción hepática e infiltración de sustancias lipídicas en las paredes de las arterias.